Essays.club - Ensayos gratis, notas de cursos, notas de libros, tareas, monografías y trabajos de investigación
Buscar

Paternidad y maternidad en las técnicas de reproducción asistida

Enviado por   •  3 de Agosto de 2022  •  Documentos de Investigación  •  1.156 Palabras (5 Páginas)  •  85 Visitas

Página 1 de 5

Paternidad y maternidad en las técnicas de reproducción asistida

La dimensión teológica de la paternidad: uno de los rasgos con los cuales la biblia define el ser y el hacer de Dios es el describirlo como padre. La persona posee una dignidad, porque dios se la da por ser creado a imagen de el.

Dios a creado al hombre y al pueblo para tratarlos según su naturaleza, esto es la naturaleza de la filiación. Por esta naturaleza se lo considera a Israel como un hijo al cual le da vida, su ternura, el sostenimiento y la corrección.

La paternidad en los conyugue: Don de la paternidad de Dios es la creación de todo ser humano, los esposos por el acto sexual generan un nuevo ser. Por medio de entrega de la mujer y el hombre llegan a ser Padre y Madre.

Cerrarse a vivir Ia paternidad física y espiritual es querer cerrarse a Ia bendición, al don más excelente del matrimonio.

Para recibir el don de Ia vida que proviene de Dios, se convierten según el Magisterio de la Iglesia en colaboradores de Dios en Ia trasmisión de Ia vida, y hallan en el hijo Ia confirmación y el complemento de su donación recíproca. La misma mujer con su maternidad es una participación del amor y la paternidad de Dios

La dimensión psicológica de la paternidad y la maternidad: El don de ser padre y madre es también producto de la naturaleza dual humana. Entre la madre y el hijo existe una relación carnal por su dimensión biológica, es decir, por la vida en común. Entre la madre y el hijo, el cordón umbilical difícilmente se rompe, pues Ia madre representa un puerto seguro de referencia. Por su parte, Ia paternidad desde el lenguaje masculino, tiene otra connotación, pues Ia maternidad para el hombre no es realidad corporal presente como lo es en la mujer.

EJ padre no tiene con el hijo la simbiosis que tiene la madre. El padre no lleva dentro de si al hijo, no vive en una intimidad biológica como la madre. la paternidad es una relación percibida por la inteligencia y no por la sensibilidad. Biológicamente el padre puede dar su contribución, pero puede luego desaparecer.

La paternidad cuenta por la relación padre-hijo pues hay una importancia psicológica y espiritual pues la paternidad establece una relación dinástica (del griego dynamis fuerza), la fuerza de la paternidad, de la generación, del clan. La  relación madre-hijo existe un nexo carnal, la del padre es a-carnal, no hay tanta simbiosis, la autoridad, a diferencia de la madre que por tener una relación tan carnal se puede convertir en carnalidad patológica. Hoy el hombre ha ganado intimidad con el hijo, pero ha perdido autoridad.

Educar y vivir en la filiación desde la paternidad y la maternidad: La paternidad y Ia maternidad, colon a los cónyuges como directos responsables e insustituibles en Ia formación de la humanidad de sus hijos. Esta responsabilidad de los padres comienza en su hogar, primero educándolos para redescubrir su rostro  filial de modo que los hijos reconozcan en sus padres su paternidad física y espiritual, y el obrar llevar a reconocer al hijo que existe una paternidad divina,

Las discusiones éticas y bioéticas  de la paternidad y maternidad en la procreación artificial:  

  1. La creación de una nueva criatura por naturaleza universal responde al vínculo imprescindible entre un hombre y una mujer por la cual cl esposo se convierte en padre a través de la unión conyugal con la esposa y la esposa se convierte en madre a través de la unión conyugal con el esposo.  El hijo no es algo debido y no puede ser considerado como un objeto de propiedad: es más bien un don, el más grande, y el más gratuito del matrimonio, y es el testimonio vivo de la donación reciproca de sus padres.

 Por este título, el hijo tiene derecho a ser fruto del acto específico del amor conyugal dc sus padres y tiene el derecho a ser respetado como persona desde el momento de su concepción.

  1. Los hijos de las técnicas de la reproducción in vitro, salen del espacio de la intimidad conyugal, de la entrega de si de dos personas. La FIVET (Fecundación in vitro con transferencia de embrión), introduce por fuerza en Ia vida conyugal a otras personas: el donador del esperma o del Ovulo; en casos, la madre que presta el vientre.
  2. Una cosa es concebir a la persona desde la técnica como un producto fabricado y otra muy distinta como un ser procreado. y no del amor de dos seres en su intimidad.
  3. En la reproducción artificial heteróloga, no existe Ia psicología dual de dos seres en busca del don de la vida. Aquí Ia persona del hijo deja de ser un don, y el hijo antes de nacer pasa a ser casi un objeto representado en los embriones. En este tipo de relaciones basada sobre el "hacer", se contempla el hacer, no el ser El artificio es el arte de imitar la verdad enmascarándola, es una magia, es un acto de inteligencia técnica, se obtiene el mismo resultado que a la vida humana, pero el artificio instrumentaliza a la persona, a los cónyuges, a Ia medicina, al médico, al hijo.
  4. En las técnicas de procreación asistida, la dimensión plena de la maternidad y de la paternidad física no existe, el hijo deja de ser don que ha brotado del don.
  5. El rechazo antropológico y ético a los actos de Ia técnica en pro de una nueva vida, aunque calme el deseo natural de ser padre y madre o que desea solucionar un dolor del amor conyugal, no quita los dilemas y las preguntas que deben responderse desde Ia verdad a las personas interesadas en el tema: ¿cuánto cuesta un tratamiento? ¿cuál es Ia eficacia del tratamiento de las técnicas FIVET? ¿Realizada la fecundación in vitro en laboratorio, se deben crear cinco o seis embriones para implantarlos y ver cual se anida y continua Ia gestación? ¿Qué hacer con los otros cinco que no se anidan? Ia medicina contradice su primer mandamiento: no matar; si se implantan cuatro o cinco embriones, ¿En qué se convierte el embrión en esta técnica? ¿Cuáles son los derechos del más pequeño de todos los seres de la especie humana? ¿Quién defiende al embrión?
  6. La paternidad y Ia maternidad en esta técnica deja de ser vista como don (divino y humano), pues aquí lo que cuenta es Ia técnica, la medicina del deseo, que desea satisfacer en las personas interesadas (heterosexuales, homosexuales o solas), general-mente el "hijo a toda costa".
  7. Un gran cometido investigativo y preventivo que poco se trabaja en este tema es el de investigar las causas de Ia infertilidad masculina y femenina, la esterilidad conyugal y poder prevenir esta situación de sufrimiento de los esposos deseosos de encontrar en el hijo Ia confirmación y el complemento de su donación recíproca.

...

Descargar como  txt (6.6 Kb)   pdf (33.6 Kb)   docx (9.6 Kb)  
Leer 4 páginas más »
Disponible sólo en Essays.club