Essays.club - Ensayos gratis, notas de cursos, notas de libros, tareas, monografías y trabajos de investigación
Buscar

Aplicacion de Instrumentos acerca de los Procesos de Alfabetización Inicial

Enviado por   •  25 de Agosto de 2017  •  2.547 Palabras (11 Páginas)  •  190 Visitas

Página 1 de 11

...

Maestra del grupo:

Profa. Sofía Libertad Martínez Galindo.

¿QUÉ PASO EN LA SEGUNDA VISITA?

Durante nuestra segunda visita, llegamos a la escuela 7:30 a.m. juntos como equipo de trabajo para firmar nuestros debidos documentos y platicar con el director de las cosas que íbamos hacer con el grupo que ya habíamos escogido.

En el portón de la escuela nos encontramos al esposo de la Maestra Sofía (Maestra de base del grupo donde estoy trabajando el diagnóstico) en la entrada recibiendo a todos los niños de la escuela. Era algo maravilloso ver a un maestro que no tienen nada que ver parado recibiendo a los alumnos. Lo más sorprendente fue que habían niños que saludaban al maestro al entrar y él les contestaba a todos sin tomar preferencia alguna, también lo que más me gustó de ese momento fue que el maestro Magdaleno saludaba a los niños tan fuerte que los escucharan los niños y los papás con la intención de que los niños que no lo saludaban volvieran a regresar a saludarlo o simplemente a enseñarles que se debe de saludar a los mayores de edad o mayores que ellos por educación.

En el tiempo que los niños tenían para ingresar a la escuela nos pusimos de acuerdo para escoger a nuestros tres niños con los que íbamos a trabajar durante las visitas de Procesos de Alfabetización Inicial (PAI) a esta escuela “Abraham Castellanos”.

Tocó a campana de entrada y cada uno de nosotros nos deseamos suerte en nuestro diagnóstico. Me dirigí tan rápido al salón, salude a la Maestra y le pedí permiso para retirar a las tres niñas (en este caso) que había escogido para aplicarles el diagnóstico.

La maestra rápidamente se dirigió a la dirección para pedir permiso en la biblioteca para trabajar con los niños ahí, me informó que podía seguir con mi trabajo y de inmediato me llevé a mis alumnos al lugar asignado.

Durante la evaluación diagnostica para PAI pedí a las niñas que se sentaran tranquilas para que no distrajeran a sus demás compañeros. Puse una mesa y una silla a un costado de la biblioteca para poder trabajar con la primera niña y asi sucesivamente trabajar con las demás.

Cuando terminé mis evaluaciones, platiqué un poco con mis alumnas acerca de su lugar de origen, su familia, gustos y de más.

Mis alumnas y yo esperamos hasta que terminaran las Maestras practicantes Ebelin y Jaqueline con sus alumnos para que yo les contará un cuento llamado Pinocho.

Durante el cuento hubo una niña que todo el tiempo interrumpía la lectura, era una de mis alumnas que contaba la historia pausadamente y que terminó contando todo al final.

Por último nos fuimos al salón antes del recreo para poder dejar salir a los niños a comer y a jugar, le agradecimos a la Maestra por el espacio y por prestarnos a los niños.

Esperamos hasta que terminará el recreo para retirarnos de la escuela, prometimos a los niños llevarles algo e la siguiente visita como recompensa a sus actitudes; en el transcurso del recreo observé el comportamiento de mis alumnas para poder redactarlo en mi informe.

Cuando terminó el recreo nos dirigimos a la dirección, firmamos nuevamente nuestro documento de entrada y salida y agradecimos al Director de la escuela. El muy amable dijo que siempre le ha gustado que lleguen normalistas a su escuela y pidió que nunca lo dejemos de visitar.

[pic 9][pic 10]

¿QUÉ PASO EN LA TERCERA VISITA?

Llegamos a la escuela como brigada de trabajo. Cada quien con una bolsa de dulceros que habíamos prometido traer a los niños.

Hicimos el mismo procedimiento de siempre para poder entrar a la escuela. Pero ahora con un detalle, se trataba del uniforme. Hablamos con el director antes de poder pasar a realizar nuestro diagnóstico; que habíamos llegado de esa manera porque teníamos prohibido de parte del Comité estudiantil ir a Visitas y a Prácticas a escuelas primarias. En este sentido nos presentamos en la escuela de mezclilla y playera de la escuela para poder “taparle un ojo al macho” o mejor dicho para ocultar la visita que teníamos programado para este día.

El director dijo que no tenía ni un problema por el uniforme, lo que le importaba a él era nuestra formación y que la vestimenta era lo de menos. Nos autorizó la entrada y nos hizo pasar al salón de clases donde ya estábamos ubicados.

Volvimos hacer el mismo procedimiento anterior. Pedirle permiso a la Maestra Sofía para retirar a los niños del salón y llevármelas a un espacio de la escuela.

Cual fue la sorpresa que nos llevamos nuevamente que al 1° “C” le tocaba usar ese día la biblioteca.

Nuevamente hicimos el procedimiento anterior como la 2da Visita. Colocamos mesas para dictarles uno por uno a las niñas y después esperar a que terminaran todos para volvernos a incluir al grupo.

Días antes había platicado con la maestra ya que es de mi ciudad de origen y por el lugar donde vivo, entonces le comenté que queríamos trabajar una pequeña manualidad con los niños acerca de la navidad, ella nos dio permiso y me dijo que no había ni un problema por eso.

Cuando terminamos nuestro diagnostico nos incluimos con el resto del grupo para trabajar la manualidad. Para esto la maestra ya les había pedido materiales para elaborar una noche-buena de escarchas.

La maestra pidió orden y atención para que nosotros empezáramos a trabajar lo más rápido posible con el grupo y no quitarle mucho tiempo a su labor.

Los niños estaban muy entretenidos y cooperaban en todo lo que les decíamos, manifestaban alegría, diversión y ayuda mutua entre ellos. Fue lo mejor que había visto en mi trabajo como Maestro practicante.

Conforme iban terminando, la maestra pedía que se fueran a la lavar las manos para ir a la biblioteca a trabajar en la hora de lectura.

Cuando todos terminaron nos pusimos a terminar bien los trabajos, en dejar limpio y en perfecto estado el salón como nos los había dado la maestra y no dejarle trabajo extra.

Aprovechando el momento de que la maestra los tenía en la biblioteca mandamos a traer uno por uno para que escogieron su dulcero navideño que habíamos prometido y asi volver a su salón.

Una vez que todos contaban con sus dulceros la maestra de base pidió a los niños que

...

Descargar como  txt (17.4 Kb)   pdf (119.9 Kb)   docx (21.3 Kb)  
Leer 10 páginas más »
Disponible sólo en Essays.club