Essays.club - Ensayos gratis, notas de cursos, notas de libros, tareas, monografías y trabajos de investigación
Buscar

La presente monografía está referida al realismo político, tomado como una escuela al interior del estudio de las relaciones internacionales, y en contraposición a la escuela utópica o idealista.

Enviado por   •  13 de Abril de 2018  •  5.672 Palabras (23 Páginas)  •  58 Visitas

Página 1 de 23

...

Morgenthau, advirtió a los "idealistas" sobre su error de vivir en un mundo donde el ser humano es bondadoso, busca la justicia, equidad y su accionar se mueve orientado exclusivamente en el "deber ser", sin importar el "ser" que la realidad misma tiene y es donde el individuo muestra su egoísmo, sus intereses y la necesidad de lograr la obtención de poder, tanto para realizar sus objetivos, como así para su orgullo personal.

El resultado de la visión utópica en la configuración mundial, fue la crisis del período entreguerras, la crisis económica de 1929 y la llegada de los nacionalismos y totalitarismos a Europa Central, lo que desencadenó la Segunda Guerra Mundial.

Este tremendo fracaso de la escuela utópica, o idealista, fortaleció la tesis de los realistas, quienes siempre existieron, pero no tuvieron el poder de convocatoria como para plantear su perspectiva.

Ya en el tiempo de los griegos, Tucídides en sus escritos sobre La Guerra del Peloponeso, realiza afirmaciones en donde queda demostrado que las diferentes polis, o Estados, sólo conseguían sus objetivos de acuerdo al poder que ellos disponían. “Según Spinoza, los estados son enemigos naturales, y deben estar, por lo tanto, en constante alerta: no porque los estados no sean honorables y pacíficos, sino porque pueden transformarse en cualquier momento en deshonrosos y belicosos; no porque la cooperación sea contraria a sus mejores intereses, sino porque la pasión oscurece con frecuencia tanto los verdaderos intereses del hombre como los de los estados” (Waltz. 1959. P.34)

Lo que buscan los realistas, es que se entienda que existe un orden interestatal en las relaciones internacionales. Dicho orden se maneja por unidades básicas, denominadas Estados. Donde las necesidades de los estados, mueven los hilos de dicho orden. Las necesidades básicas da cada estado son: preservarse como entidades soberanas y mantener la seguridad del territorio y de la nación que conforma a cada estado. En las relaciones entre los estados, las normas y tratados son frágiles y vulnerables, de acuerdo a las necesidades existentes en el momento, y en rigor, se basan en el poder que poseen los estados signatarios de los acuerdos.

“Para los realistas políticos, la política internacional, al igual que cualquier otra política, consiste en una lucha por el poder, pero, a diferencia de lo que ocurre en la política interna, se trata de una lucha donde predomina la violencia organizada....Tres supuestos integran la visión realista. Primero, los Estados, como unidades coherentes, son los actores dominantes en la política mundial. Segundo, los realistas suponen que la fuerza es un instrumento utilizable y eficaz en la política. También pueden emplearse otros instrumentos, pero el empleo (o amenaza de empleo) de la fuerza es el más eficaz medio para manejar el poder. Tercero, los realistas presuponen una jerarquía de problemas en la política mundial que es encabezada por las cuestiones de seguridad militar: la “alta política” de la seguridad militar predomina sobre la “baja política” de los asuntos económicos y políticos.”(Keohane- Nye. 1988. Pp.39- 40)

Para Morgenthau, el realismo político afirma que “el mundo, imperfecto desde el punto de vista racional, es el resultado de fuerzas inherentes a la naturaleza humana. Para mejorar al mundo, se debe trabajar con estas fuerzas y no contra ellas. Al ser el nuestro un mundo de intereses opuestos y conflictivos, los principios morales nunca pueden realizarse plenamente. Pero al menos podemos acercarnos a ellos mediante el siempre temporario equilibrio de intereses y la siempre precaria conciliación de conflictos”(Morgenthau.1986. P. 11)

Celestino del Arenal ha resumido así las principales características del realismo político como corriente teórica (Arenal, 1990: 129-130).

- es una teoría normativa orientada a la política práctica, que busca a la vez acercarse a la realidad internacional de la guerra fría y del enfrentamiento entre los bloques y de justificar la política que los Estados Unidos pusieron en marcha para mantener su hegemonía;

- está dominada por el pesimismo antropológico;

- en coherencia con lo anterior, el realismo rechaza la existencia de una posible armonía de intereses y el conflicto se considera connatural al sistema internacional;

- la actuación del Estado viene determinada por el propio sistema. Con independencia de su ideología o sistema político-económico, todos los Estados actúan de forma semejante, tratando siempre de aumentar su poder;

- junto al poder, el segundo elemento clave del realismo es la noción de interés nacional, definida en términos de poder y que se identifica con la seguridad del Estado;

- en general, el realismo político asume que los principios morales en abstracto no pueden aplicarse a la acción política

PRINCIPIOS DEL REALISMO POLITICO.

El realismo político posee seis principios, los cuales Hans Morgenthau desarrolla en su texto titulado “Política de las Naciones una lucha por el poder y la paz”. Es por éste libro, que al autor se le considera “el padre de la escuela realista en relaciones internacionales”, porque con la exposición de los principios del realismo, logra desarrollar un modelo para entender y así poder determinar desde una visión mucho más cercana a la naturaleza propia del ser humano, el por qué de los acontecimientos en las relaciones internacionales. “Según sugiere Morgenthau en su declaración, lo que sirve para explicar los males internos, es útil también para interpretar las fricciones y guerras entre los estados” (Waltz. 1959. P.34)

Acá va una síntesis de los seis principios expuestos por Morgenthau:

- El realismo político supone que la política, al igual que toda la sociedad, obedece a leyes objetivas que arraigan en la naturaleza humana. A los efectos de cualquier mejoramiento de la sociedad es necesario entender previamente las leyes que gobiernan la vida de esa sociedad. El funcionamiento de esas leyes es completamente ajeno al curso de nuestras preferencias; desafiarlas significa el riesgo de exponerse al fracaso.

El realismo cree tanto en la objetividad de las leyes de la política como en la factibilidad de elaborar una teoría racional que explique, aunque sea imperfecta y parcialmente, éstas leyes objetivas.

Para el realismo político, la teoría consiste en la verificación de los hechos y darles sentido a través de la razón. Supone que el carácter de una política

...

Descargar como  txt (35.7 Kb)   pdf (85.6 Kb)   docx (28.5 Kb)  
Leer 22 páginas más »
Disponible sólo en Essays.club