Essays.club - Ensayos gratis, notas de cursos, notas de libros, tareas, monografías y trabajos de investigación
Buscar

CAPITULO IV El control social en México

Enviado por   •  18 de Septiembre de 2017  •  1.722 Palabras (7 Páginas)  •  135 Visitas

Página 1 de 7

...

El argumento es entendible ambicioso, pero no real, la prisión ha jugado en mexico un papel de herramienta para la neutralización y el control social, papel no descrito por supuesto en el marco normativo.

¿Cuál deberá de ser la premisa educacional aplicable a los individuos privadas de libertad? La respuesta podría se sencilla: poveer una educación como la obtendría cualquier individuo libre promedio de la sociedad.

Dentro existe asimilación de conocimiento haya escuela o no, el individuo asumes las conductas de socialización necesarias para sobrevivir al interior, el aprendizaje es necesario para sobrevivir.

Es inadmisible imponer coactivamente un tratamiento a una persona con capacidad de responsabilidad…… en caso contrario tendremos que entenderlas como formas totalitarias de lavado de cerebro que en un estado de derechos se prohíben por sí mismas.

Una vez que hemos desechado la idea de readaptacion spcial para entrar en el ámbito del control social, entenderemos que es imposible palicar educación y trabajo penitenciario a los intelectuales, estudiantes, artistas, catedráticos, literatos, lideres, sidicales, etc…. Que han cometido la herjia de “pensar” lo “disentir”.

David Alfaro Siqueiros fue militante del partido comunista hasta su muerte en 1974. El 9 de agosto de 1960, siendo el presidente del “comité de presos políticos y de la defensa de las libertades democráticas” fue acosado, perseguido y aprehendido estuvo encarcelado en Lecumberri por cuatro años, hasta su liberación, sucedida el 13 de julio de 1946, el delito cometido fue el de “disolución social”.

Comete el delito de disolución social, el extranjero o el nacional mexicano que en forma hablada o escrita o por medio de símbolos o en cualquier otra forma, realice propaganda política entre extranjeros o entre nacionales mexicanos, difundiendo ideas programas o normas de acción, de cualquier gobierno extranjero, que afecten el reposo público o la soberanía del estado mexicano.

Se afecta el reposo público, cuando los actos de disolución social, definidos en el párrafo anterior tienden a producir rebelión, tumulto, sedición o escándalos.

Es evidente que la prisión no estaba hecha para readaptarlo sino para neutralizarlo.

Otros resientes celebres de lecumberri fueron cineastas, periodistas, liberes obreros, estudiantes, luchadores sociales, políticos disidentes, etc.

La Dirección Federal de Seguridad (DFS), fue fundada en 1947.

Los golpes a movimientos disidentes se hicieron al amparo de los informes proporcionados por la DFS, su climaz de represion inicio con el movimiento estudiantil de 1968 y continúo durante la llamada guerra sucia.

La DFS encontró un apoyo principalmente en la dirección General de Investigaciones Políticas y Sociales (DGIPS), la cual tuvo como objetivo el estudiar los problemas de índole político y social, realizar los informes correspondientes y servir como apoyo de inteligencia a los órganos de represion, ambas forman parte de la historia negra de la policía política mexicana, son los últimos resquicios de un control social coercitivo por parte del estado a falta de instrumentos consensuales que posibilitaran un control social democrático en el que confluyeron todo tipo de ideas dentro de la diversidad social.

La dirección de investigación para la Prevención de la Delincuencia (DIPD) fue disuelta en 1983, en el sexenio de Miguel de la Madrid, llena de descredito; la gota que colmó el vaso fue la participación que tuvo en el caso de los muertos de rio Tula, cuando el “grupo jaguar” de la DIPD investigo y detuvo a un gupo de asaltabancos colombinos pero en lugar de ponerlos a disposición del Ministerio Publico los retuvo, torturo y asesino para quedarse con el botin acumulado.

Cuando el asunto salió a la luz pública, la DPID fue inmediatamente disuelta.

La terrible corrupción ejercida al interior de las agencias de inteligencia y seguridad del Estado en el periodo de López Portillo fue alarmante.

Con Miguel de la Madrid hubo que terminar con la DFS y la DIPD, dos poderosas instituciones del control social duro estaban en el total descredito tanto asi que fue necesario hacer una campaña política de “renovación moral”.

En 1764, Cesare Beccaria presenta su obra Delos delitos y las penas, en ella caracterizo a los individuos que por temor a por virtud la tortura como “una ilegitima aplicación para todos aquellos que las infringe para ser atormentadas por ser inocentes”.

A Beccaria se le debería ver como el meridiano de los tiempos penales, es el quien muestra al mundo la aberración de los sufrimientos causados por el suplicio al cuerpo de los sufrimientos causados por el suplicio al cuerpo del ser humano, el nos refiere la crueldad que el ser humano aplica contra otros de su especie a fin de buscar información, lograr contra otros de su especie a fin de buscar información, lograr una confesión u obtener un testimonio de una posible testigo.

En el proceso penal mexicano, la confesional (bajo tortura desde luego) llego a ser la reina de las pruebas, la herencia de tales prácticas llego principalmente de la inquisición católica, asi como del derecho romano.

El termino tortura proviene del latin tortura

...

Descargar como  txt (11.2 Kb)   pdf (88.5 Kb)   docx (14.1 Kb)  
Leer 6 páginas más »
Disponible sólo en Essays.club